Segundón

Ante la ausencia del habitual triunfador, el eterno segundón espera el fallo del concurso. Cuando le nombran como finalista maldice en voz baja y espera el nombramiento del ganador. Resignado vuelve a casa con las palabras del Jurado rebotando en su cabeza: "Desierto, el primer premio ha sido declarado desierto".
Escrito por Ignacio Urtiaga - Twitter

5 comentarios :

  1. La costumbre es poderosa, Muy buen micro.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Al no haber habido ganador, el finalista pasa a primer plano, pero al considerarse un "eterno segundón" no se ha dado ni cuenta.
    Un saludo, Ignacio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. I Urtiaga10/6/14 9:37

      No te creas, refuerza aún más su idea de que jamás ganará...
      Un abrazo, Ángel.

      Eliminar
  3. Es muy duro ser bueno, incluso muy bueno, pero que haya otro mejor que tú. Ese pensamiento torturador "si no fuera por él, yo sería el primero" Se soluciona con constancia y trabajo. Me vienen a la cabeza Federer y Nadal, con tiempo trabajo y constancia Rafa Nadal ha conseguido ser el número uno.

    Saludos

    Jesús

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!