¿Entiendes?

El anciano se asomó y observó por la ranura. Era un mundo desconocido para él, del que sólo había oído hablar en la televisión. Tuvo miedo, quiso huir, pero decidió entrar. Entonces entendió: por encima de todo, allí en el escenario vestido de Madonna se encontraba su pequeño, su hijo.
Escrito por Raquel Tevas Cisneros

No hay comentarios :

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!