El hotel infinito

El director sonríe a Jeanne, que deja su llave magnética en recepción y le hace una mueca a la niña que juega con su muñeca mientras tintinea una cucharilla de plata. Los rostros de los últimos clientes se borrarán del programa cuando abandonen la ciudad. La niebla esconde navegantes ingrávidos.
Escrito por Pepe Illarguia - Web
(Anónimo hasta febrero)

17 comentarios :

  1. Me pregunto si ese hotel infinito es donde entregamos las llaves de la vida para pasar a la segunda fase que nos espera detrás de la muerte.
    Un saludo.
    Pablo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta mucho tu reflexión Pablo. Y el relato crea una atmósfera de misterio que me ha encantado. Sólo me pregunto ¿quien será el recepcionista de ese hotel infinito? Estoy haciendo una quiniela en casa, ¡así ver cuantos autores adivino!

      Eliminar
  2. La niebla esconde navegantes ingrávidos y banderas muertas en las cunetas.
    Excelente.

    ResponderEliminar
  3. Carmen Hinojal10/1/16 12:44

    Un lugar en ninguna parte, lejos de las vivencias tristes, una antesala de Paraiso. Dónde está ese lugar en el que reina el olvido? Curioso micro. Me ha gustado mucho. Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Carmen Hinojal10/1/16 13:20

    Un lugar en ninguna parte, lejos de las vivencias tristes, una antesala de Paraiso. Dónde está ese lugar en el que reina el olvido? Curioso micro. Me ha gustado mucho. Abrazos.

    ResponderEliminar
  5. Este hotel infinito parece la última parada antes de que sus inquilinos desaparezcan para siempre tras la niebla, pasando a ser seres ingrávidos, fantasmas...
    Espero tardar mucho en visitarlo...
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Un hotel algo extraño, un hotel de paso ¿hacia dónde? Un lugar donde cuando no estás se olvidan de ti, se borran tus recuerdos.
    Buen relato.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Un hotel que viene a ser una metáfora de la existencia terrena en la que navegamos todos, aves de paso marcadas por lo efímero. El edificio seguirá y otros ocuparán esas estancias en un juego sin fin. De sus antiguos clientes apenas quedará un aliento en la niebla.
    Curioso y elocuente relato.
    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Como he leído por ahí arriba, creo que es la antesala del Paraíso. Espero tardar mucho tiempo en visitarlo, aunque tiene muy buena pinta.
    Un beso, me ha gustado.
    Malu.

    ResponderEliminar
  9. Desde el título, este relato tiene mucho contenido (literalmente, je, je). Juega con una vieja conocida de las matemáticas, la paradoja bautizada con el nombre «El hotel infinito de Hilbert»:
    https://es.m.wikipedia.org/wiki/El_hotel_infinito_de_Hilbert
    Transmite una atmósfera tétrica donde el tiempo parece detenerse. Me gusta mucho, de verdad.
    Saludos, anónim@.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu acertado comentario, sin embargo, el tiempo parece retroceder en ese Universo que se encoge. Saludos.

      Eliminar
  10. Cabemos todos en ese Hotel Infinito?, el tiempo parece ir hacia atrás, salimos del Hotel y ya estamos en la Ciudad Infinita.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. La atmósfera del relato está muy bien conseguida y la frase final es simplemente genial.
    Bien hecho.

    ResponderEliminar
  12. Extraordinaria y sugerente esa última frase. Felicidades por este gran micro. Un saludo.

    ResponderEliminar
  13. Me encanta la atmósfera del relato, me recuerda a los cuadros de George Grosz o las ilustraciones de Moebius, escenas llenas de fuerza y fantasía.
    Muy bueno, autor desconocido. Saludos.

    ResponderEliminar
  14. Coincido con los comentarios. Sugerente, misterioso, sólo falta una barca actualizada -qué modelo elegirían- para llevarnos a través de la niebla. Y la niña que acompaña, es una versión simpática de Caronte? Tiene fuerza y sugestión. Felicidades y saludos.

    ResponderEliminar
  15. Me gusta mucho este relato. Pienso que sugiere más que cuenta, y que con eso es más que suficiente.
    Enhorabuena y saludos.

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!