Entre el día y la noche

Al llegar el ocaso, pidió el sol a la luna un instante más. Ella, decidida a bañar el mundo con su oscuridad, apartó al astro de un plumazo y reinó.

Al cabo de doce horas, con más fuerza se impuso el sol y la lucha de poder de nuevo comenzó.
Escrito por Graciela Rodiño

5 comentarios :

  1. Ricardo Rodríguez Sánchez5/5/15 0:47

    Sencillo, bonito y directo. Muy bien realizado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graciela5/5/15 19:49

      Gracias, Ricardo Rodríguez Sánchez.

      Eliminar
  2. Bello micro, Graciela. Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Para leerlo a cualquier hora del día.O de la noche. Que no quiero que se enfade ni la una ni el otro.
    Va mi "Me gusta".
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Muy bien contado, dos grandes astros luchando por reinar.
    Sencillo y fuerte a la vez.
    Besos.
    Malu.

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!