¿Qué se te ha perdido?

Tapó sus ojos prometiéndole que sólo era un juego de niños. Aquello le trajo a la memoria recuerdos de su infancia: la gallina ciega, el escondite... Una risilla nerviosa se escapó de su boca entreabierta. 

Se dio cuenta de que ya no era una niña al primer golpe de realidad.
Escrito por Carmen Martagón E. - Twitter

11 comentarios :

  1. Un episodio que comienza como un juego, para convertirse, merced a los ojos tapados de la protagonista, en una realidad que golpea. El paso de los cuentos de hadas a un mundo muy distinto. Un texto que deja algo noqueado al lector, la prueba de que está bien contado.
    Un abrazo, Carmen

    ResponderEliminar
  2. Memorias de la infancia que muchas veces la olvidamos. La niñez más que perdida, a veces olvidada.

    ResponderEliminar
  3. ¡Nada es como imaginamos y menos cuando hemos dejado atrás otras etapas de nuestra vida!
    Impacta tu relato, Carmen, por cuanto no nos descubres qué le ha podido suceder a tu protagonista. Ese misterio lo hace aún más interesante.
    Va mi "Me gusta" y un saludo por tu bien narrar.

    ResponderEliminar
  4. ¡Tremendo, Carmen! Nos dejas tan libre la imaginación que da hasta miedo.
    Me gusta mucho ese "golpe de realidad" al final que noquea y que enlaza a la perfección con el título. Y ese interrogante del principio que no se resuelve.
    Me gusta, me gusta mucho. Pero permíteme un atrevimiento: con lo dulce que eres y esa sonrisa que luces, como que no te pega ;)
    Un beso grande.

    ResponderEliminar
  5. Desconcierta bastante tu micro, Carmen. Parece que estás contando algo jovial, incluso inocente pero, con esa última frase, sobrecoges. Me ha gustado ese giro brusco que trastoca. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Notincgas11/6/15 6:14

    Ay, quisiera creer que la palabra "golpe" hiciera tan sólo referencia a algo impactante, pero mucho me temo que esa realidad que descubre la protagonista encierra algún tipo de maldad.
    Bien contado, Carmen.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. ¿Cómo eres capaz de dejarnos con la intriga? No quiero aplicar a tu micro el dicho de "piensa mal y acertarás", pero la última frase me ha roto los esquemas.

    Me ha gustado mucho, Carmen, aunque coincido con Margarita. Tu dulzura te precede.

    ¡Besazos!

    ResponderEliminar
  8. La vida nos puede hacer desconfiados, y el primer paso para ello suele ser la pérdida de la inocencia. Es una pena. Muy buen relato, Carmen, con gran cantidad de lecturas, aunque, como María, me temo que habría que ponerse en lo peor.
    Enhorabuena y un abrazo.
    Enrique.

    ResponderEliminar
  9. Gracias a todos por los comentarios... La realidad siempre supera la ficción. Ojalá un día no tengamos que fijarnos en ella. Aprendiendo de muchos de vosotros. Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  10. Concuerdo con los demás compañeros sobre los sentimientos encontrados de tu relato, estas tu por un lado y lo que evoca el relato por otro... y no calzan, jajaja.
    Muy bueno, felicitaciones Carmen.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Jean!!! No soy yo en este relato, no jajaajaj. Abrazos

      Eliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!