Bandidos (Cine II: Western)

¡Maldito James! El muy canalla había huido con el botín y me había vendido a las autoridades. Llevaba semanas acorralado. Estaba herido, sediento.

Debajo de la puerta apareció una sombra.

—Es mejor que abras.

¿Esa voz...? Cuando echaron la puerta abajo, no lo podía creer. Era James vestido de Sheriff.
Escrito por Raquel Tevas Cisneros
Terror | Western | Thriller | Road movie | Aventuras | Bélico

30 comentarios :

  1. Raquel, igual que en tu anterior relato atrapas la atención del lector desde la primera línea. Ambas historias dan la impresión de ser el inicio de sendos guiones llevados a la gran pantalla. Terror y Western, dos géneros inagotables que has ilustrado con destreza.
    Enhorabuena.
    Vicente

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Vicente, valoro mucho tu opinión.
      Un abrazo,

      Eliminar
  2. He visto el polvo de las calles, he escuchado el galopar de caballos, las espuelas, al fantasma de Jesse James vengándose de Robert Ford. He visto a John Ford dirigiéndolos a todos.
    Fantástico.
    Un beso.
    Pablo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jonh Ford son palabras mayores. Muchas gracias Pablo.
      Un saludo

      Eliminar
  3. Raquel con ru relato nos has metido plenamente en el oeste, describes muy bien la situación y la historia que cuentas.
    Me ha gustado Raquel.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Javier, que bien que te guste.
      Un saludo,

      Eliminar
  4. El oeste!!! siempre son bienvenidos los relatos de ese genero y más aun en un homenaje serie a los malos del cine.
    Me gusta la historia y el concepto de la serie.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Jean, espero que los otros cuatro sean también de tu agrado.

      Un saludo,

      Eliminar
  5. Un final que sorprende, en el que el protagonista no termina comiendo perdices, precisamente. Una escena de cine, no por dramática menos simpática. Un homenaje a un género, diferente pero respetando la esencia iniciada por el relato anterior.
    Un abrazo, Raquel

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ángel, eso trato que sea visual, que cuente la historia y que tenga la esencia del género. La verdad es que me esta resultando un ejercicio de síntesis muy divertido.
      Un saludo,

      Eliminar
  6. El viejo truco del infiltrado, el hábil sheriff James haciéndose pasar por bandido para atrapar al bandido. Seguro que al protagonista del microcuento al oír su voz, al verlo vestido de sheriff, se le vinieron a la cabeza multitud de recuerdos, detalles que había pasado por alto en su momento y que, en ese instante, cobraban toda su significación. Seguro que se llamó a sí mismo idiota, como hacemos nosotros, a veces, cuando la buena idea se nos ocurre unos minutos después de que ya ha pasado el momento de utilizarla.
    Bonita historia de ese Oeste cinematográfico, e incluso novelístico –yo tuve una temporada en la que me hinché a leer novelas del Oeste-, del que tanto nos hemos nutrido y al que tan aficionados somos la mayoría, incluido Tarantino, que ha tratado el género en sus dos últimas películas.
    Enhorabuena y un abrazo, Raquel.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me gustaría incluso pensar que es peor el sheriff que el bandido, y tiene al pueblo engañado... pero las 50 palabras no me daban para más. Es importante además de meter argumento, recrear ambiente. En fin, otro abrazo para ti Enrique.

      Eliminar
  7. Este género literario dicen que sólo sirve como origen de un género cinematográfico. Dicen que los western literario son de poca calidad en comparación con su versión cinematográfica. No estoy de acuerdo. Porque el western vuelve una y otra vez, con sus típicos personajes. Recuerdo haber leído novelas de estas que tenía guardadas mi tío. A mi me gustaban.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que el western como el policíaco son inagotables y atemporales. Son fórmulas tan redondas. Y que conste que soy más de Cine, en este género, lo he mamado de pequeña y hubieron tan buenos directores al comienzo de la 2mitad del siglo pasado ... sin desmerecer las series de libros de este género, claro.

      Un saludo Olga,

      Eliminar
  8. Esta muy conseguido el ambiente del viejo oeste. Con esas expresiones típicas de vaqueros dentro de una historia que nos desvela el desenlace pero que viene cargada de aventuras, traiciones y tardes de cine.
    Me ha gustado, Raquel.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Raquel, un buen homenaje al cine del oeste. Me ha gustado.
    Enhorabuena!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Pilar, sin duda, el western no podía faltar en esta primera tanda de géneros cinematográficos.

      Un saludo

      Eliminar
  10. ¡Qué bien, Raquel, nos traes una del oeste! Me he metido de lleno en la escena porque has sabido narrarla de forma muy visual. Me gusta esta serie tuya. Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Estupendp relato, Raquel, con una acción, unos personajes y una historia perfectamente narrados. Gran final con ese bandido que cae bien frente un Sheriff detestable.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Si un poco "antiheroe" como muchos protagonistas del género, quizás sean los primeros antiheroes del cine... lo tendría que pensar más detenidamente e investigar, pero puede que si. Y ahí residía el gran encanto de estas historias del salvaje oeste: el bueno, el malo y el canalla (que ni es heroico, ni es tan malo como el malo de verdad, Jajaja XD)
    Un saludo Enrique me alegro que te haya gustado,

    ResponderEliminar
  13. Traicionado, engañado, vendido, herido, sediento y, finalmente, detenido por el mismo traidor, que en su día fue compañero de bandidaje y ahora es el sheriff. ¡¡El colmo de cualquier bandido en el lejano oeste!!
    Va mi me gusta, Raquel, y ya llevas tratados, espléndidamente, dos temas señeros del cine.
    ¡Enhorabuena!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. No es que el mundo quepa en cincuenta palabras, es que caben infinitos mundos, incluso los del lejano oeste con sus bandidos y sus sherifs turbios.
    Bien por ti, Raquel.

    ResponderEliminar
  15. En el salvaje oeste todo es posible, querida Raquel, y tú no lo has podido contar mejor.
    A la espera de la siguiente entrega, te mando un beso, voy a ir preparando las palomitas.
    Malu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Malu, el próximo es un thriller no digo más...Jejeje
      Un beso guapa,

      Eliminar
  16. Se quedó con el botín y con la recompensa por traicionar al compañero, que no amigo. Muy buena la recreación y los personajes del salvaje Oeste. Un abrazo, Raquel.

    ResponderEliminar
  17. Gracias otro abrazo para ti ;)

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!