Confesiones

Aquel sombrío atardecer de 1890, Lady Windsor-Smith huía desolada alejándose del castillo Drake con lágrimas en los ojos. Aún resonaba en sus oídos la afligida voz de su amado lord Collingwood confesándole ser un vampiro. Quizás, si esa noche no hubiera luna llena, ella también le habría revelado su secreto.
Escrito por Jean Durand - Web

32 comentarios :

  1. Jean, me gusta muchísimo este relato de cabo a rabo. Desde el título hasta la última palabra. Y es que el relato gótico me enamora y si está contado con tu maestría, más aún. Una relación entre el vampirismo y la licantropía, que la luna ha roto.
    Siempre se dijo que los vampiros y los hombres-mujer-lobo eran enemigos. Pero el amor puede con todo. Que se lo pregunten a Romeo y Julieta.
    Fantástico, Jean. Un relato genial que sospecho que va a eencantar a la protagonista de tu anterior microrrelato.
    Abrazos.
    Pablo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pablo, pues sospechaba que te podía gustar por tu inclinación (que comparto) hacia la literatura gótica.
      Muy agradecido por tus buenas palabras hacia mi.
      Un gran abrazo y que tengas una excelente semana junto a tu hijo.

      Eliminar
  2. Efectivamente, aquí estoy. No solo me encanta, ¡me he cambiado el nombre! Yo quería ser Vanesa Ives, ya sabéis, la de Penny Dreadful, pero ahora quiero ser Lady Windsor-Smith. Qué amor tan tremendo, tan romántico, tan monstruoso. Mi querido Lord Durand ha escrito usted una bellísima historia de amor condenada a trascender las reglas de la moral puritana, de la lógica y de la realidad.
    Sólo puedo invitarle a una taza de té para templar los nervios, pues he quedado conmocionada por el dramatismo de sus palabras. Estás invitado tú también, vecino de arriba.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Patricia!!! que honor me haces. Acepto gustoso la taza de té, aunque si me recibes como Vanessa Ives, supongo que me leerás el futuro en las hojas de mi té; ahora si me recibes como lady Windsor-Smith, deberé irme antes de que salga la luna (ya sabes, por motivos de salud).
      Gracias por tu comentario y un enorme beso y otro abrazo en cuerpo astral para que los sientas de verdad.
      Saludos.

      Eliminar
  3. Jean, tengo poco que añadir a lo dicho por los compañeros que me han precedido, estas confesiones entre un vampiro y una mujer loba van a ser "monstruosas" y no quiero imaginar las consecuencias.
    Un abrazo, Jean.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javier, esperemos que la relación se defina como algo más bonito que monstruoso, que de esas ultimas el mundo parece estar plagado.
      Un gran abrazo y gracias por comentar.
      Saludos.

      Eliminar
  4. Lo bueno de esta pareja es que estaban igualados en el engaño y, una vez pasada la luna llena, ella puede hacer que también lo estén en el desengaño. Muy bien ambientado, con unas imágenes muy cinematográficas, Jean. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las intenciones de contar la verdad están, lo que no estaba era el momento (o la luna).
      Gracias por pasarte por aquí Juana, un gran beso.
      Saludos.

      Eliminar
  5. Amores difíciles, naturalezas incompatibles, pero almas gemelas. Qué difícil va a ser que coincidan y compartan noches sin que se produzcan funestas consecuencias. Él ha demostrado nobleza al confesar su inclinación. Ella, a pesar de salir huyendo y de no haber sido sincera, ha evitado un encontronazo con la salida de la luna.
    Una relación distinta, gótica, monstruosa y genial, con mucho juego. Historias con menos fondo que ésta se han llevado al cine.
    Un abrazo grande, Jean

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ángel, has comprendido en su esencia el relato. A mi también me gusta mucho el juego que se puede dar.
      Hay veces que lo que se escribe, es un germen para un relato más largo, también considero que hay mucho juego acá, estoy ampliando más la historia para en el futuro usarla en no se que, jajaja.
      Agradezco tus maravillosos elogios (sobretodo el de historias con menos fondo se han llevado al cine). Un gran abrazo y que tengas una excelente semana.

      Eliminar
  6. Geyna López.25/3/17 21:17

    Nada es imposible. Me habría encantado que le hubiera dicho. En fin...será en otro tiempo. Tu relato es tan magnífico, lo he leído un par de veces más. Felicidades Jean. Saludos y besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...Es que en realidad, nada es imposible.
      Recuerdo un caso, en un libro sobre parapsicología que leí hace años, sobre una chica que recordaba su vida anterior y que fue a visitar a su anciano esposo (de otra vida), dándole información que solo su esposa conocería. Siempre recuerdo la historia, para decirme que nada es imposible, y que incluso el amor puede trascender a la muerte.

      Muy agradecido por tus palabras, el que lo releyeras es un par de veces mas es un gran elogio para mi. Un gran beso. Saludos.

      Eliminar
  7. Espléndido relato, Jean, con la fuerza de estos dos personajes monstruosos y enamorados. Muy bien contado de principio a fin. Enhorabuena. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carmen, me alegra que te gustara. Muchas gracias. Un gran abrazo y otro beso.
      Saludos!!!

      Eliminar
  8. Jean, un amor imposible entre dos protagonistas que por su naturaleza son incompatibles. Estoy segura, que podrán encontrar algún momento en el que puedan amarse sin hacerse daño.
    Buen micro.
    Besos muy apretados, a pesar de la distancia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Pilar, te por seguro de que se encontrarán en sus momentos de calma para amarse libremente.
      Gracias por tus palabras y por lo besos apretados que acepto y devuelvo con creces.
      Saludos!

      Eliminar
  9. No hay nada como el amor imposible para hacerte soñar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, verdad?
      Es la esencia de una buena historia.
      Saludos Maite.

      Eliminar
  10. Gran tono romántico el que imprimes a tu narración, tal y como requería este magnífico relato gotico. Poderosos los personajes, e intensa la situación en que los dejas.
    Enhorabuena, Jean.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Enrique, pues si, lo mejor es lo que viene o se puede deducir de lo que viene en la historia.
      Gracias por tus comentarios.
      Un abrazo enrique.

      Eliminar
  11. Ingenioso. Creo que tu protagonista, con el tiempo, tendrá que confesarle a su amado la verdad.
    Por cierto, ¿has tratado de homenajear a Barry Windsor-Smith? A mí me gustan sus ilustraciones de Conan.
    Saludos, Jean

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Plácido, pues si, has acertado. Lady Windsor-Smith es mi pequeño homenaje al gran Barry Windsor-Smith. Sus dibujos de Conan y su estilo prerrafaelista son de lo mejor.
      Curioso encontrar a alguien conocedor de Smith por estos aquí.
      Saludos y un abrazo, Plácido.

      Eliminar
  12. Preciosa historia de amor amigo mío... Me ha encantado!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola mi querida Carmen, muchas gracias por comentar. Un abrazo enorme para ti.

      Eliminar
  13. Tu historia tiene muchas pinceladas, y todas ellas dadas con gran maestría, de entrada, nos remites a la multitud de relatos, novelas y películas dedicadas a los vampiros y a los licántropos, una de las últimas, que recuerde, las de la serie Crepúsculo.
    Pero también pueden colarse en ella las novelas góticas, y unos cuantos autores, entre los cuales, el primero que me viene a la cabeza es el ínclito Edgar Allan Poe.
    El escenario en el que se desarrolla es el adecuado, la atmósfera la pertinente, los protagonistas insustituibles, y entre todos esos estímulos visuales e intelectuales hay nada más y nada menos que una historia de amor, tema que con la muerte y el paso del tiempo forman el triángulo enigmático de nuestras vidas.
    Aparte de eso, la historia se queda abierta, porque aunque ella se aleje, aunque su amor se haya basado en el ocultamiento mutuo, ambos, en soledad, pueden reflexionar y decidir que van a apostarlo todo por ese amor.
    Gran microcuento, Jean, un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Enrique, me encantan tus comentarios tan profundos y extensos, mentiría si no dijera que una de las recompensas que esperamos al escribir en 50 Palabras, es recibir un comentario tuyo. Supongo que los demás compañeros pensaran lo mismo.
      Mi idea inicial fue tratar de abarcar la mayor cantidad de tópicos góticos en 50 palabras. La chica que huye llorando o asustada colina abajo con un tenebrosa casona de fondo es algo típico de las portadas de libros. El terror clásico (no zombies), el ambiente, la época, los personajes y de fondo una historia de amor imposible (o casi).
      El resultado me gusto mucho (aunque suene a inmodestia decirlo), y la situación y los conceptos que tiene la historia, son tan trágicos, que me enamore de ellos apenas termine el relato.
      En el último libro, Álex hizo alusión a 50 Palabras como un bosque de árboles que hemos plantado todos. Me gusta también creer que las mismas historias son semillas para algo más grande. Y aunque ya hice algo así con un microcuento convertido en cuento, apenas vi el resultado de "Confesiones", de inmediato imagine un gótico cuento largo con la historia de amor trágico entre Lady Windsor-Smith y lord Collingwood, enmarcados en un escenario puritano e irreal (como bien descubrió Patricia).
      Eso si espero poder escribir algo a la altura de lo que todos nos imaginamos, jajaja.
      Un gran abrazo y gracias por comentar.
      Saludos.

      Eliminar
  14. Una historia de amor monstruosa, querido Jean. Me he ido directamente a la saga Crepúsculo.
    El único problema que veo es, que tarde o temprano, habrán de confesarse y decirse la verdad y toda la verdad, ahí es donde veremos si es una historia de amor verdadera o no.
    Un beso Jean, me ha encantado la originalidad y el tono romántico que le has dado a la historia.
    Besos.
    Malu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola mi querida Malu. Creo que es en las situaciones difíciles donde se prueba realmente el amor verdadero. (Si aprendiéramos de ello, quizás no serian tan comunes los divorcios).
      Me alegro que te gustara la historia, también le tengo mucho cariño.
      Un abrazo y un beso a la distancia, pero con destino español.
      Chaus!

      Eliminar
  15. Muy personal la forma en la que nos presentas la historia romántica de estos dos seres ¿vampíricos? a la luz de la luna llena.
    Saludos virtuales desde el otro lado del gran Océano, Jean


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola María,muchas gracias por comentar y pasarte por aquí. el micro es la historia trágica de amor entre un vampiro y una mujer-lobo, con la luna como la muda y sufriente observadora.
      Otro saludo para ti y que tengas una muy buena semana.

      Eliminar
  16. Buena historia, Jean. Con sus tributos a los cuentos de terror gótico, con su dosis de amor maldito, su punto trágico...
    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carles, gracias por tus comentarios. Soy un gran fan de la literatura gótica (junto con la de realismo fantástico) y me gusta incursionar en ese estilo.
      Un gran y admirado saludo.

      Eliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!