Dichosas cajitas

Ella llegó tarde. Parece que a él se le había terminado el cupo de cajitas. Él, tan metódico, halló por azar lo que le pareció un tesoro. Se acercó a contemplarlo y le sacó brillo, pero después se alejó, porque no tenía una cajita adecuada para guardarlo.

El tesoro aguarda...
Escrito por Chispita

2 comentarios :

  1. Eduardo Martín Zurita26/1/18 21:54

    Hola, Chispita.
    Las manías no son buenas, qué va. Perderse un tesoro por no tener donde guardarlo. Un anillo, una sortija, tanto da, una moneda. Pues al bolsillo y punto. Es como no tener perro porque no tienes caseta. ¡Caramba con las matrioskas!, qué carámbanos. Buen texto. Abrazo o beso, según corresponda.

    ResponderEliminar
  2. Es lo qué tienen los tesoros, suelen estar escondidos. Un beso.

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!