Sueño carmesí

Sintiendo que un familiar temblor le invadía el cuerpo, tuvo que recargarse contra un árbol para evitar desmayarse. Aun así, él tenía fe en que todo hubiera sido únicamente un sueño violento. Sin embargo, las manchas rojas de sus manos parecían multiplicarse a cada segundo. No había forma de escapar.
Escrito por Patricia J. Dorantes - Facebook

6 comentarios :

  1. Eduardo Martín Zurita18/2/18 18:11

    Hola, Patricia.
    La realidad y el sueño están mucho más próximos de lo que creemos. Los sueños de la razón crían monstruos. Un sueño teñido de sangre. Quizá ha matado o herido a alguien y aparece con las manos teñidas de carmesí. Pero también parece víctima el protagonista. Una pesadilla en toda regla. Buena propuesta. Un beso y feliz todo para ti siempre

    ResponderEliminar
  2. La conciencia busca maneras de aliviar la culpa. En este caso, la evidencia era demasiado palpable...

    Buen relato, Patricia. Un saludo

    ResponderEliminar
  3. No ha sido un sueño, sino un golpe a su conciencia. Se siente culpable de haber manchado sus manos con sangre.
    Muy bueno, Patricia. Besos.

    ResponderEliminar
  4. Esas manchas rojas!!!! Lo autodelataron!!!!! Saludos.

    ResponderEliminar
  5. El sentimiento de culpa, perfectamente retratado en la sangre de sus manos.
    Me gusta. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Si hay sangre, y cada vez sale más, está herida. La asesinaron a ella. Un beso.

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!