BOG-BCN IB6517

Algunos días, robaba maletas en el aeropuerto. En casa, las abría y se ponía las ropas que encontraba. Con ello decía era como si pudiera vivir otras existencias.

La cocaína que la policía encontró en el doble fondo de aquel maletín le permitió, ciertamente, experimentar la vida de un recluso.
Escrito por Carles Quílez

7 comentarios :

  1. Carles, que cierre cincuenta palabras, aunque siempre me busco la parte positiva a todo, me da mucha pena porque no podré seguir leyendo esas historias mágicas que salen de tu pluma. A estas horas es tontería no decir lo que uno piensa. Pienso que eres alguien especial, que tus historias sólo las puede escribir un genio humilde, y que si tuviera que elegir qué lecturas meter en una maleta para quedarme en una isla desierta, sin duda elegiría las tuyas.
    Del micro solo te comento que fluye como el agua, y que de una maleta sacas una vida.
    Ojalá pueda seguir leyéndote en otros lugares. De momento, hasta la próxima, seguiré volviendo a esta comunidad, pincharé en "Autores" y buscaré los micros de un tal Notincgas.
    Un fuerte abrazo.
    Gracias por escribir así y por ser como eres.
    Pablo

    ResponderEliminar
  2. Salvador Pérez Salas6/2/19 15:15

    Robar una maleta procedente de Colombia puede ser peligroso. Pero eso no lo descubrimos hasta el final. Siempre han sido exquisitas tus historias. Esta... genial.
    Hasta siempre, Carles... Notincgas.

    ResponderEliminar
  3. De haber estado atento al número de vuelo y a la procedencia de la maleta, se podría haber evitado esta última vida robada.
    Qué historia tan genial, que de una maleta vayan saliendo distintas vidas ficticias, impostadas, para el protagonista. Y qué sorprendente el desenlace.
    Tus historias, Carles, tienen un sello especial, el de una imaginación que produce una emoción de asombro.
    Espero seguir leyéndote. A la página volveré, por supuesto, a saborear los mejores micros, entre los que se encuentran los tuyos.
    Forta abraçada.

    ResponderEliminar
  4. Siempre causa satisfacción comprobar cómo una persona alcanza sus metas, aunque algunos resultados degeneren un poco. Tu protagonista consiguió vivir otras vidas, no todas podían ser idílicas. La trama es fantástica y el desarrollo perfecto, como el relato, el último de tantos que nos has regalado.
    Es triste pensar que nuestro querido espacio termina, pero es una alegría saber que seguiremos leyéndote. Ya sé que no te sobra el tiempo, pero antes o después volverás al redil y seguiremos admirándote en otros foros. No está claro dónde ni cómo, pero sí que tendremos ocasión de darnos un abrazo no virtual, el que ahora te envío ha de serlo, aunque todo llegará.
    Un abrazo fuerte, Carles. Gracias y hasta siempre

    ResponderEliminar
  5. Triste vida la del protagonista, que para estar contento tenía que vivir otras vidas. Se dio cuenta de que no todas las vidas de los demás son mejores. Con las anteriores maletas se divertía un rato, pero con esta última creo que se dará un hartazgo.
    Ya sabes que echaré de menos tus 50. A ver si tenemos suerte y encuentras huecos para escribir en otros foros.
    Un petó.
    Carme.

    ResponderEliminar
  6. Una gran historia contada de forma impecable, Carles, como es habitual en ti.
    Desde que entré en esta página, cuando te hacías llamar Notincgas, no has dejado de ser un referente para mí; con esos fantásticos relatos que me han enseñado a intentar ir siempre un poco más allá. Aquí quedan tus inolvidables series, sobre todo la de los colores, para repasar, recordar y volver a disfrutar.
    Espero encontrarme con más historias tuyas y, ya puestos a desear, también espero volver a verte en persona.
    Un fuerte abrazo y hasta pronto.

    ResponderEliminar
  7. Excelente forma de despedir la página, con un genuino y genial relato de los tuyos, lleno de chispa, originalidad y sorpresa.
    Querido Notinc, espero que digamos leyéndonos y hablándonos por estos lugares y, sobre todo, que podamos vernos personalmente. Ha sido todo un lujo para mí poder conocerte.
    Un fuerte abrazo, amigo.
    Hasta pronto.

    ResponderEliminar

Si no tienes cuenta, elige "Nombre/URL" en lugar de "Anónimo". ¡Gracias!